Bélgica el equilibrio del fútbol en el Mundial

La joven y prometedora generación belga de este Brasil 2014, dirigida por Marc Wilmonts, dio un paso importante.

RIO-DE-JANEIRO-BRAZIL-JUNE-22-_54410293516_54115221154_600_396

La joven y prometedora generación belga de este Brasil 2014, dirigida por Marc Wilmonts, dio un paso importante en la historia del fútbol belga.

Un país que tuvo su cúspide futbolística siendo semifinalista en México 86, ha consagrado de nuevo la ilusión mundialista con el equipo de Hazard, Fellaini, Courtois, Mertes, Kompany y compañía.

Los “Diablos Rojos”, son el equipo más joven entre los ocho mejores, llegó como uno de los equipos de más expectativa -generada por saber hasta donde podía llegar- con los talentos que traía en la lista de 23 llamaron la atención del Mundo y han confirmado su paso firme a ser la gran sorpresa del certamen, metiendo su nombre entre los ocho mejores, haciendo equilibrio, entre los continentes más futboleros del mundo en la tercera fase del Mundial.

La solidez defensiva –solo un gol en contra– es el gran argumento del equipo de Wilmots que dejó en claro, a pesar de haber ido a la prórroga, que no son un equipo más, que quieren hacer historia en serio, sueñan con llegar a la misma cúspide que hace 28 años, o por qué no… superar esa barrera histórica, nombres tiene y de sobra.

Total
0
Shares
Related Posts
Read More

Castro dice estar predispuesto a ir a la Selección si lo llaman

El volante nacional Raúl Castro en comunicación con "El Derribador" dio a conocer su versión de los hechos en cuanto a su convocatoria o invitación a la Selección boliviana. Castro aseguró en la entrevista con el medio atigrado que el profesor Torrico le dijo que pensará en su respuesta para cuando lo volvieran a llamar, el jugador asegura que la información de que el se negó a aceptar ir a la Verde es falsa y que si lo convocan quiere jugar Eliminatorias.
Read More

El Tigre dejó escapar puntos por su ineficacia

El empate a uno registrado en el Jesús Bermúdez entre Santos y Atigrados dejó un buen gusto a la vista, no porque haya sido un buen partido, si no porque fue intenso, frontal y tuvo absolutamente de todo. En el primer tiempo hubo poco para rescatar, porque el 0 a 0 con el que se fueron a medio tiempo dejó incluso poco; Si bien el Tigre siempre fue más, no logró romper el equilibrio. En el complemento en cambio, el ingreso de Méndez en el local y la salida de Neumann en la visita logró desnivelar un poco la balanza para el Santo que llegaba mejor, con desorden, pero más frecuencia y con más chances claras. Fue así que llegó el primer gol, en una jugada desordenada Abel Méndez encontró el baló y se la picó ante la desesperada salida de Peñarrieta. Para ese momento Robles ya había tapado el primer penal. Luego llegó el empate de Jair Torrico a los 70 y el Tigre se animó, llegó el segundo penal a diez del final y Robles volvió a decir que no para dejar la cuenta con el empate cerrado.