Incidentes y reclamos en el partido más aburrido

Incidentes y la cancha poenen una vez más la gran interrogante sobre el estadio Samuel Vaca ¿Está preparado para albergar fútbol profesional?

fuertes real

Esteban Fuertes se fue enojadísimo del campo del Samuel Vaca, en medio de muchos reclamos contra Alejandro Mancilla intervino la policía y ahí se dio el encontronazo de los oficiales con Fierro y Fuertes.

El argentino salió del campo muy enojada “Estos son los que los representan a ustedes, es una vergüenza” dijo haciendo referencia al juez y los policías que son los que representan a los bolivianos.

El presidente Mario Cronenbold también sumó leña al salir del estadio diciendo barbaridades del arbitro y provocando nuevamente a la gente del Tribunal que lo sancionó hace poco.

La gente en el estadio Samuel Vaca también se enardeció y se enfrascó en enfrentamientos con la policía en las tribunas, poniendo una vez más la gran interrogante sobre el estadio ¿Está preparado para albergar fútbol profesional?

Los incidentes le suman le leña al fuego que enciende el campo de juego, un tema recurrente en Warnes. Zwnger dijo al finalizar “Felicito a Sport Boys por estar en la Liga pero ojala mejoren el terreno de juego”.

Edgardo Malvestitti fue más duro con su propia cancha: “Es imposible jugar en esta cancha, así no se puede, es la verdad. Si lo metes contra su arco, pero si no, podes dar dos pases seguidos es muy difícil”.

 


Estamos trabajando para que no falle nada en el Mundial y aún necesitamos el apoyo de nuestra comunidad Latera: ➡️ late.com.bo/apoyanos/
Total
0
Shares
Related Posts
Read More

López intento desactivar la polémica, hizo todo lo contrario

El presidente de la Federación Boliviana de Fútbol no es el mejor ante los micrófonos, casi siempre que habla ante los medios termina mal parado, diciendo cosas que no quería decir. Este jueves en Cochabamba, a pesar que en varios momentos pidió no seguir con la polémica, y "sin querer" e intentando -según sus palabras- poner punto final a la polémica con Pablo Escobar, mandó dardos a todos lados.